Islandia (invierno) – Día 4: Gullfoss y Seljálandsfoss

Me levanto a las 8.30 porque noto como la cama tiembla. Siii!! No he visto auroras pero noto un terremoto!! Algo es algo. Pequeño, de 3 grados. Tras dos horas se levantan las dormilonas y pocos minutos antes de las 12h salimos con el coche con dirección a Vik. El apartamento nos ha gustado mucho. Nos dieron una tarjeta para poder aparcar el coche en su propio parking y no tener que dar vueltas y pagar zona azul (o como ellos tengan).
Salimos de la ciudad con más facilidad que ayer. Paramos en una gasolinera donde un hombre muy amable nos limpia los cristales y nos llena el depósito. 5300 coronas por medio depósito.
Seguimos nuestro camino y cuando llegamos al desvío hacia Geysir y Gullfoss valoramos que ante el día que hace (mucho más apacible que ayer) aventurarnos a visitar la cascada de oro. La carretera mucho más limpia que ayer y un tiempo más sereno nos da ánimos para recorrer los kilómetros que nos separan de la cascada. Llegamos a Gullfoss cerca de las 14h, hace frío (-2ºC). Nos abrigamos bien y salimos. Hasta estar muy cerca de la caseta de visitantes no sabemos dónde está exactamente la cascada. El ruido nos da la última pista. Imaginaos, todo nevado y con zonas congeladas y a lo lejos…Gullfoss.
 
Gullfoss

 

Decidimos comer los bocatas en el coche y después empezamos nuestro viaje a Steig, donde tenemos la habitación en una granja. El trayecto es largo y tras casi 2.5 horas llegamos a Steig, entre Skogar y Vik. Antes por eso hacemos dos paradas: una para ver los caballos islandeses. Muy cariñosos y ávidos de comida.
Caballo islandés
 
 
Una segunda parada en Seljálandsfoss que está muy cerca de la carretera 1. Dejamos el coche en el aparcamiento preparado y a pocos metros encontramos la cascada. Es muy chula porque ademas podemos pasar por detrás/debajo de ella con la consiguiente humedad que supone. Es una caída de agua de unos 40 metros.
 

Seljálandsfoss 

Empapados pero muy contentos cogemos de nuevo coche y en poco más de 30 minutos llegamos a Steig donde ya nos estaba esperando Ásrún Helga, la propietaria de la granja. Nos comenta que nos estaba esperando (claro, teníamos que haber llegado a las 18h y son las 19.30h…). Tenemos a nuestra disposición un PC con conexión a internet, la cocina, una sala y por supuesto la habitación con baño. Todo muy limpio y con una decoración sobria. Después de nuestra sesión de repaso de fotos y vídeos del día hacemos una última partida a la PSP y nos acostamos. Lástima que hoy tampoco podremos ver auroras. No hay nada de luz y si la actividad solar es importante esta sería la noche ideal…pero la meteorología no nos lo permite. A pesar de levantarnos dos veces durante la madrugada, el cielo sigue igual.

Mañana nos vamos a Jökulsarlón, otra parada impresionante en nuestro viaje a la tierra del hielo.
 
 
 
 

Más fotos aquí.



Lugares de interés visitados: Gullfoss, Seljálandsfoss .
Alojamiento:Steig GuestHouse. *****
Distancia recorrida: Próximamente.
Fecha: 02 de marzo de 2011.
Anuncios

4 comentarios en “Islandia (invierno) – Día 4: Gullfoss y Seljálandsfoss

  1. Coincido, impresionante foto la de Gullfoss, es la versión digital (helada) e islandesa del típico cuadro romántico del s.XIX… dónde el hombre (o la mujer) se siente especialmente insignificante comparado con esa naturaleza tan apabullante. Genial!

    He podido comprobar que volvistéis sin amputaciones dáctilares, pero, ¿la cámara resistió a estas bajas temperaturas o tuvistéis que recorrer a 'reanimaciones' de urgencia?

  2. La cámara resistió, creo que más que los dedos, ya que para echar la foto a veces tenías que quitarte los guantes… aunque es cierto que era hacer la foto y volver a meterla dentro del abrigo para darle un poco de calor (no mucho, que sino luego el shock es peor). Sobretodo por las lluvias esporádicas, porque frío frío, estábamos a unos 0 grados, así que resistió bien. Dicen que la batería dura menos pero yo no noté nada (hay que ir con baterías de repuesto siempre!)

    en verano te puedes acercar más a la cascada, el que sale era un fotógrafo flipao que se saltó la valla, en invierno se cierra por precauciónd e pisar en falso la nieve…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s