Nueva York en una semana: planteamiento del viaje, preparación y consejos

Día 1 - planning y consejos

Planteamiento del viaje

El objetivo de este viaje es visitar únicamente la ciudad de Nueva York, hay muchas excursiones que pueden hacerse tomándola como campamento base pero preferimos conocerla más a fondo y no acabar viendo más cosas más por encima. Habrá también lugares que algunos echaréis en falta pero, puesto que una semana tampoco deja tiempo para todo lo que hay que ver, priorizamos las visitas que más nos apetecía hacer, como es lógico. A la limitación temporal hay que añadir que tuvimos que modificar nuestro planning inicial y dedicar más tiempo del planificado a compras, puesto que Air Europa mandó mi maleta a Puerto Rico (entre otras cosas; muy mala experiencia la que hemos tenido con esta compañía) y que, además, nos llovió un día, acumulación de factores que tuvo como resultado una agenda un tanto estrambótica debido a los cambios de planes.

Preparación del viaje: Requisitos para viajar a EEUU

Documentación

Los que habéis viajado allí ya lo sabéis, y los que no, seguramente también, para viajar a Estados Unidos, además de llevar el pasaporte en vigor, claro, hay que rellenar el formulario ESTA (siguiendo este enlace podréis solicitarlo en español) y la declaración de aduana (otro papelito que os darán en el avión), sin los cuales no podréis entrar en el país, aunque ninguno de ellos te asegure no pasar un tiempo retenido en la aduana del aeropuerto (pasamos un rato muy ameno con la policía aduanera sin que nadie nos explicara nada y viendo como miraban a Abu y una foto de alguna delincuente con algún tipo de parecido con ella -suponemos- porque nadie tuvo el detalle de dirigirnos la palabra). Probablemente, el personal de cabina del avión os entregará un ejemplar de declaración de aduana a cada uno, os aconsejo rellenar uno por familia (lo pone en el mismo documento) porque, en caso de retención por parte de la policía, por lo menos estaréis todos juntos y no separarán e incomunicarán al pobre desgraciado del grupo sin que nadie tenga ni idea de qué está pasando y, mucho menos, por qué.

Seguro de viaje

Para viajar por Europa basta con hacerse la tarjeta sanitaria europea pero en Estados Unidos un percance médico puede salirte muy caro si no tienes un seguro, así que contratamos con Iati Seguros un seguro de viaje que ofrecía, además de asistencia médica, otro tipo de coberturas, entre ellas la de búsqueda y localización de equipaje, que acabó siéndonos de utilidad. El trato recibido fue bueno, así que nuestra experiencia con ellos fue satisfactoria.

Transporte

metrocardMetro

Nueva York es una ciudad muy grande pero, a menos que tengáis pensado salir de ella, con metro llegaréis a todas partes, así que no necesitaréis más que una tarjeta para moveros por allí. Recomiendo comprar una Metrocard multiviaje (la amarilla), que te permite subir y bajar las veces que quieras sin necesidad de comprar una Metrocard Single Ride (la blanca, válida durante dos horas) cada vez que lo hagas; son unipersonales y las hay de 7 días ($29) y de 30 días ($104), os dejo un enlace a una web en la que hablan de ella. La Single Ride cuesta $2,50, así que sale a cuenta la multiviaje (precios de 2014). Las podéis comprar en cualquier máquina o taquilla del metro, en efectivo o con tarjeta de crédito.

Tened en cuenta que su red de metro es una de las más grandes del mundo y no funciona como el de Barcelona, por ejemplo, que es el que más conozco, sino que, como en otras ciudades, por la misma vía circulan trenes de varias líneas, cada una de las cuales tiene ramificaciones a varios destinos diferentes, así que hay que fijarse en la línea y destino que más nos interese para llegar allá donde queramos ir. Siguiendo este enlace podréis descargaros el mapa oficial del metro de Nueva York y, este otro, os llevará a la web de MTA, la empresa gestora del transporte público de la ciudad, en la que encontraréis información sobre el metro y el resto de medios de transporte de Nueva York (en inglés, eso sí).

nyc-airporter-busTransporte desde el aeropuerto

Nosotras llegamos al JFK, desde el que es posible llegar en metro a la ciudad, pero preferimos coger un autobús de la empresa NYCAirporter, que, además de llevarte a la ciudad, ofrece un servicio de shuttle gratuito a Times Square y a todos los hoteles situados entre las calles 23 y 63, que era nuestro caso, así que por el mismo precio ($29 ida y vuelta) nos llevaron a la puerta del hotel (cosa que se agradece cuando vas cargado con maletas y, además, aterrizas en una ciudad que no conoces); para volver no pasan a recogerte sino que tienes que tomar el bus en la estación de autobuses Port Authority o en Grand Central Terminal. Operan también desde otros aeropuertos, así que echadle un vistazo a su web para ver si os interesa. Compramos los billetes en el mismo aeropuerto nada más llegar pero también podéis hacerlo online a través de su página web.

Entradas a visitas y espectáculos

BroadwayNormalmente nos gusta llevar las cosas bastante atadas y solemos comprar todas las entradas y billetes por internet. Si tenéis pensado ir a ver un musical o un partido de fútbol, hockey, béisbol o baloncesto, es imprescindible reservar antes del viaje, de lo contrario tenéis todos los números de quedaros sin entrada o, si tenéis suerte, de que os cuesten mucho más de lo que habríais pagado si las hubierais comprado con antelación. Hay muchos y no os los puedo listar todos pero os dejo algunos enlaces en los que haceros con vuestros tickets.

Teatro
Broadway.com
Theatermania
BroadwayBox.com
NYC.com
NYCtourist.com
Ticketsnow.com

 

Deportes
NYC.com
Superboletería (en español)
NYCgo.com
NYCtourist.com
Ticketsnow.com

Otros tickets
Aparte del musical, reservamos más cosas online, aquí os dejo los enlaces a ellas:
Tour de contrastes con Skyscrapers Tours
Tour en helicóptero con ZIP Aviation
Visita a la Estatua de la Libertad y Ellis Island
Visita al Empire State Building

Alojamiento

Un mal alojamiento puede fastidiarte unas vacaciones enteras. Nosotras escogimos el Hotel Hudson y, aunque no fue exactamente nuestro caso, no repetiríamos con ellos, aquí os explicamos por qué:

Aspectos positivos: la localización (está en Manhattan, justo al sur de Central Park, muy bien comunicado por 7 líneas de metro junto al hotel y otras 2 a diez minutos a pie, además de poder ir caminando a muchos lugares interesantes), el personal es muy amable y las habitaciones están limpias (cosas que, por precio y categoría del establecimiento, se dan por sentadas).

Aspectos negativos: el tamaño de las habitaciones (sabíamos que eran pequeñas pero no que el baño fuera realmente minúsculo y que estuviera separado de la habitación únicamente por una mampara de vidrio transparente y una fina cortina translúcida -en nuestro caso esto no suponía un problema pero si no tienes una confianza excesiva con tu compañero de viaje o, simplemente, te gustaría tener una mínima intimidad en el baño, te recomiendo que busques otro alojamiento-). Nuestra mayor queja, sin embargo, era el ruido (el hotel tiene un patio interior junto al hall donde puedes tomarte algo y en el que, a partir de las seis o siete de la tarde y hasta pasadas las once entre semana y más allá de la una los fines de semana, ponían música a todo trapo, así que era imposible descansar mientras duraba la fiesta -de la que nadie te había avisado al hacer la reserva-).

Para evitar sorpresas desagradables os recomiendo echar un vistazo al ranking de hoteles de Tripadvisor en Nueva York, no es garantía de nada pero os puede servir de orientación.

Comer en Nueva York

Otra cosa quizás no, pero la comida en Nueva York está por todas partes, especialmente en el sinfín de puestos callejeros que encontraréis por doquier (fácilmente localizables por un olor intenso que no invita precisamente a comprar allí tu almuerzo) y en los que, por lo menos una vez, hay que hacerse con la comida del día. Pasando ya a los restaurantes, y siguiendo las recomendaciones de otros viajeros, comimos en algunos de los establecimientos mejor valorados para nuestro presupuesto:

Nos gustó:
The Corner Bistro (hamburguesas)
Carnegie Deli (un poco de todo; sándwiches inhumanos prácticamente imposibles de terminar -los lugareños los comparten sin queja alguna del personal-. Eso sí, comeréis a medio metro del comensal de la mesa vecina que, de hecho, estará literalmente pegada a la vuestra).
Lombardi’s (pizzas sencillas pero deliciosas en un local acogedor y con un personal amable).
Veselka (comida polaca y ucraniana en el East Village. Abierto 24 horas).

No nos gustó:
Grimaldi’s (pizzas. Mucha fama pero poco que ver con la realidad; quizás cuando Frank Sinatra frecuentaba el local la cosa fuera distinta pero viven de un nombre que quizás se ganaran en su día y que acabarán perdiendo muy pronto si no mejoran la atención al cliente y el cuidado y limpieza del local -la comida buena, eso sí, aunque no tienen licencia para servir alcohol; olvidaros de la cervecita o el vino para comer).

No olvidéis la propina en cualquier establecimiento en el que os atiendan en mesa si no queréis que salgan corriendo tras vosotros (un 15% del importe de la consumición, aproximadamente. En algunos lugares os sugerirán en el mismo ticket varias propinas).

 

 

Anuncios

2 comentarios en “Nueva York en una semana: planteamiento del viaje, preparación y consejos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s